Martes, 08 de enero de 2019

     Seca, y casi primaveral Navidad, la que hemos tenido éste año, no ha caído ni una gota, por lo que el que ha querido ha podido ir todos los días a las aceitunas desde el miércoles 5 de diciembre, día en el que la Cooperativa abrió sus puertas para la recolección. Mes de diciembre en el que hubo que lamentar –aunque sin desgracias personales- dos salidas de vía en la carretera de Las Quintas, uno de los vehículos con remolque incluido, por lo que hay que extremar la precaución en estos meses de heladas y rociadas. También hubo que lamentar un robo en la cochera que Vicente Perálvarez tiene por debajo del cementerio y en el que se llevaron la mayor parte de su maquinaria agrícola. Y ya que estamos de lamentaciones, también habría que lamentar –y no es la primera vez que pasa- que en los puentes de la Nochebuena y la Nochevieja no se pusiera una nota en la puerta del Consultorio Médico diciendo que no había médico, pues tanto el 24 como el 31 hubo gente esperando para nada.

     La Chancharrita volvió a casa por Navidad y volvió a cantar los tradicionales villancicos de la Misa del Gallo que culminan junto al Belén y al recién nacido con el Fandanguillo de abajo y el Viva San José Bendito, pero el ambiente navideño durante la Navidad estuvo bastante flojito.

     El 25 de diciembre visitamos uno de los Belenes con más solera de Castil de Campos, el de Pepa Mérida, que ocupa casi toda una habitación de su casa, casa por cierto que nos la encontramos llena, ya que otros amigos de la belenista decidieron visitarlo ese mismo día y a la misma hora.

     En cuanto a la lotería de Navidad y de El Niño que suelen poner a la venta las Asociaciones y Hermandades del pueblo –lotería por cierto que va en aumento y ya empieza a ser inabarcable, porque cada año hay más décimos puestos a la venta- este año tan solo ha tocado el reintegro en el décimo de la lotería del Niño que puso a la venta la Hermandad de San Antón.

    Pero lo más novedoso de ésta Navidad de 2018 ha sido sin duda la llama y/o luz procedente de Belén que trajeron nuestros paisanos Sefe y Cinta (José Felipe Onieva y María de la Cinta) y que se propagó con sus mejores deseos por la mayor parte de las casas del pueblo.

    La Navidad finalizó como es costumbre con la Cabalgata de los Reyes Magos organizada por la ELA, éste año con una carroza arrastrada por el tractor de Zacarías Galera, y con nuevo recorrido, ya que no pudo pasar por la Calle Priego al encontrarse en obras.

Cabalga de Reyes 2019 Castil de Campos. Foto: Ana Ruiz-Burruecos


Publicado por castilcampos @ 22:12
Comentarios (0)
Comentarios